Pinamar : Detuvieron al empresario gastronómico que amenazó a una trabajadora

Pinamar : Detuvieron al empresario gastronómico que amenazó a una trabajadora

“Te voy a cagar a trompadas, hija de puta”.

El empresario gastronómico Guillermo Francisco Cinque, de 66 años, a cargo del bar y restaurant Fuego en la avenida Bunge de Pinamar, agredió cobardemente a mediados de mes pasado a una empleada de su bar, en medio de gritos y hasta un intento de golpearla. “Empleada” es un eufemismo. Según registros comerciales, la víctima no percibe aportes o se encuentra en relación de dependencia con Cinque. Los registros del empresario, mientras tanto, revelan aportes impagos y una pequeña lista de cheques sin fondo.

La víctima, una joven 20 años, oriunda de la localidad de Ostende, lo denunció poco después en la comisaría de Pinamar.

El caso recayó en la UFI N°5 del fiscal local Eduardo Lizarraga. Cinque fue imputado por el delito de amenazas y coacción, que contempla de seis meses a dos años de prisión, por lo tanto es excarcelable.

Sin embargo, ayer fue arrestado en su bar por la DDI de Dolores 

Si bien Cinque podrá evitar la cárcel, difícilmente logre despojarse del repudio que generó en toda la comunidad de empresarios y gastronómicos de esta ciudad balnearia.

La empleada denunció que quedó paralizada por los gritos de su empleador e intentó irse del local, pero Cinque la increpó nuevamente y le tiró un golpe de puño que la chica esquivó. “No es la primera vez que el señor Guillermo intenta pegarme, una vez me zamarreó del brazo”, declaró en la comisaría. Y agregó que “varias veces” vio al empresario pegarle patadas a su pareja Josefina. Además contó que “a las camareras del turno mañana las insulta y varias veces las hizo llorar”.

La víctima, aclaró ante la Policía que teme por su integridad y la de sus compañeras y pidió una medida de restricción de acercamiento para Cinque, un empresario oriundo de Madariaga que tiene campos y hace cuatro veranos abrió el restaurante Fuegos, que ayer borró todas sus redes sociales pero se mantuvo abierto.

La denunciante agregó que sus compañeros de trabajo pueden dar testimonio de la violencia que ejerce Cinque con sus empleados pero que cree que no van a declarar “por miedo”. Según contaron fuentes del sector gastronómico, el dueño de Fuegos tiene “fama de violento con sus trabajadores”.